Todos los vecinos de la cuadra somos trabajadores…

La pesca en la zona de Salto Grande sigue siendo un gran atractivo. Tanto es así que hay por lo menos dos empresas que han obtenido los derechos para realizar excursiones de turistas en lanchas. En algunos casos estos llegan desde tierras muy lejanas como los Estados Unidos y Europa.

Lástima que nadie se anima a afirmar que las esclusas de peces instaladas para fomentar la subida de las especies que desovan aguas arriba, funcionen como corresponde. Muchos peces de buen tamaño se siguen golpeando contra la represa en vano intento por superar el obstáculo de la represa.
A todo esto, varias autoridades y otros personajes importantes han sabido de disfrutar la pesca allí, se supone que con devolución de las piezas,  desde el “reverendo” Moon, hasta el Dr. Tabaré Vázquez y la semana anterior, el Dr. Pedro Bordaberry. Obviamente, todos pescaron buenas piezas.
Vecinos de calle Verocay, entre Agraciada y Avda. Batlle se manifiestan molestos con el tormento a que les somete un auto, Fiat 147 rojo (cuja matrícula poseen), que desde el 15 de enero, pasa contraflecha, acelerando y con escape libre, entre las 23 horas y la 1 de la mañana.
El tema es que todos los vecinos de la cuadra somos trabajadores y este conductor adicto a “picar” en esta cuadra, no nos deja descansar tranquilos, dicen los informantes, que piden que se tomen las medidas del caso.

Lástima que nadie se anima a afirmar que las esclusas de peces instaladas para fomentar la subida de las especies que desovan aguas arriba, funcionen como corresponde. Muchos peces de buen tamaño se siguen golpeando contra la represa en vano intento por superar el obstáculo de la represa.

A todo esto, varias autoridades y otros personajes importantes han sabido de disfrutar la pesca allí, se supone que con devolución de las piezas,  desde el “reverendo” Moon, hasta el Dr. Tabaré Vázquez y la semana anterior, el Dr. Pedro Bordaberry. Obviamente, todos pescaron buenas piezas.

Vecinos de calle Verocay, entre Agraciada y Avda. Batlle se manifiestan molestos con el tormento a que les somete un auto, Fiat 147 rojo (cuja matrícula poseen), que desde el 15 de enero, pasa contraflecha, acelerando y con escape libre, entre las 23 horas y la 1 de la mañana.

El tema es que todos los vecinos de la cuadra somos trabajadores y este conductor adicto a “picar” en esta cuadra, no nos deja descansar tranquilos, dicen los informantes, que piden que se tomen las medidas del caso.